El Centro del Genoma de la Yuca, una plataforma en línea que produce y almacena más de 15 terabytes de datos genéticos sobre yuca, es pionero en un enfoque de big data (inteligencia de datos) para el mejoramiento de cultivos.

“Cuando se trata de la yuca, estamos en medio de una revolución genómica que está generando enormes cantidades de información”, afirmó Luis Augusto Becerra, líder del Programa de Yuca en el CIAT.

“Nuestro objetivo es desarrollar herramientas y habilidades necesarias para analizar todos estos datos, y a su vez acelerar y elevar el impacto de la investigación agrícola internacional en yuca”.

El Centro permite a los investigadores manejar y extraer enormes cantidades de datos de manera independiente, usando herramientas gráficas y analíticas para conducir complejos análisis de una forma sencilla. El proceso involucra la toma de muestras de yuca, secuenciarlas genéticamente y subir todos esos datos al sitio.

Científicos en todo el mundo pueden entonces comparar las plantas de yuca silvestres con las domesticadas, o las razas nativas con las líneas élite, para identificar diferencias y precisar rasgos y genes deseables.

Armados con bytes para combatir enfermedades

Ya se están aprovechando los datos del Centro. Los investigadores han descubierto que distintas variaciones genéticas en un solo bloque de construcción de ADN pueden ayudar a proyectar la susceptibilidad de las variedades de yuca al calor, sequía, plagas y enfermedades.

Por ejemplo, se han usado datos de la plataforma para tamizar e identificar resistencia genética frente al añublo bacterial de la yuca (CBB, por su nombre en inglés), una enfermedad destructiva que causa pérdidas de rendimiento de hasta un 75% en algunos países africanos. Esos datos pueden ahora ser usados en esfuerzos para desarrollar variedades de yuca comerciales resistentes al añublo.

Según el Dr. Becerra, el Centro del Genoma de la Yuca “puede contribuir mucho más allá del alcance que creíamos posible cuando empezamos. Hay un potencial enorme y desconocido que todavía no hemos explotado”.

Según sus estimaciones, la secuenciación de todas las más de 6.000 accesiones de yuca presentes en el banco de germoplasma estará lista en un par de años. Las tecnologías del Centro ya se están expandiendo a otros cultivos tropicales, incluidos cacao, café, banano y caña de azúcar.

El Centro del Genoma de la Yuca es apenas una de las formas en las que el CIAT está trabajando para transformar los medios de vida de las personas que viven en el campo a través del poder de la información. El CIAT además coliderará la Plataforma de CGIAR para Big Data en la Agricultura, puesta en marcha en enero de 2017, que busca ayudar a organizar, convocar e inspirar a los socios para usar de manera innovadora los datos que se comparten abiertamente.

El Centro del Genoma de la Yuca es administrado en conjunto por el CIAT, el Centro Francés de Investigación Agrícola para el Desarrollo Internacional (CIRAD) y el Instituto de Investigación para el Desarrollo (IRD), con la participación del Programa de Investigación de CGIAR sobre Raíces, Tubérculos y Banano; South Green; Fundación Agrópolis; BGI; la Universidad Nacional de Colombia; la Universidad de Londres y una red internacional de colaboradores.

Plataforma CGIAR para Big Data en la Agricultura

Los datos se han convertido en un producto básico valioso. Pero es mucho más que simplemente información: en manos expertas, es inteligencia.

Únase a una plataforma que contribuirá a brindar soluciones fundamentadas en datos para investigaciones actuales a fin de lograr impacto en el desarrollo.

El Centro del Genoma de la Yuca cuenta con el apoyo de donantes del Fondo de CGIAR a través del Programa de Investigación de CGIAR sobre Raíces, Tubérculos y Banano, y el respaldo de la Fundación Agrópolis.